NUEVA YORK, 09 February 2017 /PRNewswire Policy/ — El Fondo de la ONU para la Infancia (UNICEF) condenó el asesinato de seis empleados del Comité de la Cruz Roja Internacional en Afganistán y dos de la Media Luna Roja en Alepo,Siria.

En un comunicado, el Director Ejecutivo de UNICEF, Anthony Lake, transmitió sus condolencias a los familiares de los fallecidos y deseó una pronta recuperación a los heridos. Asimismo, expresó preocupación por dos empelados de la Cruz Roja que fueron secuestrados en Afganistán.

Un grupo armado atacó un convoy de la Cruz Roja en el norte de Afganistán el miércoles.

En Siria, dos voluntarios de la Media Luna Roja murieron y otros siete resultaron heridos en un ataque de mortero contra un centro de distribución de ayuda al que habían acudido civiles en Alepo.

“Esta tragedia doble es un recordatorio de los riesgos que corren los trabajadores humanitarios en todo el mundo mientras laboran por asistir a los necesitados. La mejor forma de honrar el heroísmo y el sacrificio de los que han entregado sus vidas, es ofreciendo más apoyo y fortaleciendo su trabajo”, dijo.

Lake concluyó expresando la solidaridad plena de UNICEF a sus asociados de la Cruz Roja y la Media Luna Roja.

SOURCE Centro de Noticias ONU